Wednesday, July 18, 2018

Entrevista a Javier Treviño, Subsecretario de Educación Básica de la SEP, sobre el eje del currículum del Nuevo Modelo Educativo


1.    ¿Quién elabora y con qué criterios, la lista de asignaturas que debe aprender un niño en la escuela?, ¿cómo se decide si es más importante Física que la Química o la Historia que el Civismo?

El diseño del Plan y programas de estudio 2017 es el resultado del trabajo y consenso entre diversos especialistas (académicos, investigadores, maestros, pedagogos), profesionales y actores interesados en la educación de nuestro niños y jóvenes.

A partir de las opiniones y sugerencias vertidas en los Foros de Consulta Nacional para la Revisión del Modelo Educativo, organizados por la Secretaría de Educación Pública en 2014, se generó la Propuesta curricular para la educación obligatoria 2016, que fue sometida a consulta pública en 2016.

Los planteamientos sobre los temas esenciales para el mejoramiento de la calidad educativa, expresados en la Consulta, tuvieron coincidencias importantes; pero también hubo aportaciones e innovaciones de académicos y especialistas, que fueron consideradas para formular el Plan de estudios 2017.

También cabe destacar que el Instituto Nacional para la Evaluación de la Educación, participó, definiendo atributos que guiaron el diseño curricular, como son Relevancia, Pertinencia, Equidad, Congruencia interna, Congruencia externa, y Claridad.  

Ahora bien, con los Aprendizajes clave se pretende que la educación que reciban nuestros niños y adolescentes favorezca el desarrollo de sus capacidades tanto en los campos de formación académica como en las áreas de desarrollo personal y social.

En el nuevo planteamiento curricular si bien se da un mayor espacio al estudio de la Matemáticas y el Lenguaje, esto responde a que brindan conocimientos básicos para el estudio de las otras asignaturas y áreas de desarrollo.

Esto significa que más que priorizar algún campo del conocimiento sobre otro, se consideran las aportaciones de todas las asignaturas y las áreas de desarrollo para lograr la formación integral de nuestros estudiantes.


2.    ¿En qué consiste el currículo del nuevo modelo educativo y en qué difiere del anterior?

Para expresarlo de una forma sencilla y directa se puede afirmar que el currículo para la educación básica es una propuesta educativa que centra la atención en el estudiante y sus aprendizajes.

Sin embargo, esta idea lleva consigo una propuesta, basada en los más recientes avances de la investigación educativa en México, de las ciencias de la educación y la pedagogía, para articular diversas condiciones y acciones relevantes para garantizar que todos los estudiantes de preescolar, primaria y secundaria sean actores protagonistas de su aprendizaje, logren un desarrollo integral y revaloren el sentido formativo de la escuela.

En primer término, es importante mencionar que se trata de un currículo inclusivo porque favorece la movilización y potencialización de las capacidades particulares de cada estudiante e impulsa ambientes de aprendizaje colaborativos, en los que todos los alumnos se sientan involucrados, escuchados y apoyados al aprender.

Es también un currículo que está orientado a establecer equilibrios en la formación de los alumnos. Por ejemplo, entre los conocimientos académicos y los aspectos fundamentales del desarrollo personal y social, con énfasis en el reconocimiento de la estrecha relación entre los aspectos emocionales y los cognitivos del ser humano.

Otro ejemplo es la integración de conocimientos fundamentales y tradicionales, así como aquellos que se han consolidado en los últimos años, por el avance y desarrollo de la ciencia y la tecnología. También se puede destacar que ahora las escuelas y sus estudiantes cuentan con asignaturas y áreas de estudio definidos, pero tienen la autonomía para tomar decisiones sobre contenidos de estudio, atendiendo a sus necesidades y contextos.

En este sentido, podemos afirmar que se trata de una propuesta curricular que toma en cuenta los retos a los que se enfrentan los estudiantes de educación básica como futuros ciudadanos del siglo XXI; y lo que es básico e indispensable que ellos aprendan en la escuela.

Si bien es cierto que esta propuesta curricular retoma temas relevantes del currículo anterior como los enfoques pedagógicos de las diferentes asignaturas, los principios pedagógicos, el enfoque formativo de la evaluación, o la intención de una articulación entre los tres niveles educativos, estos aspectos se enfatizan o evolucionan con la intención de que realmente ocurran aprendizajes significativos en el aula.

Un ejemplo de esto es la transformación de la práctica docente, por ello es que los principios pedagógicos se reorientan para destacar al estudiante y su aprendizaje como el eje del quehacer educativo escolar. En el nuevo Plan de estudios se definen tres componentes curriculares, todos igualmente importantes, de tal forma que en conjunto contribuyan a la formación de ciudadanos libres, responsables e informados. Otra diferencia es que los aprendizajes esperados se organizan solo en dos categorías, denominadas organizadores curriculares, con la intención de hacer más sencilla la lectura y apropiación de los programas.
También se hace una propuesta flexible de aprendizajes sin bloques de estudio, con la finalidad de que los docentes tengan la oportunidad de abordar los contenidos en el orden y tiempo que las condiciones particulares de su grupo lo requieran y de establecer relaciones entre varios contenidos, asignaturas o áreas de desarrollo para lograr situaciones de aprendizaje retadoras, que demanden a los estudiantes poner en juego conocimientos de diferente índole.


3.    La formación integral se divide en formación académica, desarrollo personal y social y autonomía curricular, ¿Por qué distinguir la educación en estos tres ejes?

El planteamiento curricular articula los contenidos de la educación obligatoria para que exista una evolución clara y congruente en el aprendizaje de los estudiantes; con una propuesta pedagógica que favorece la autonomía del alumno mediante el desarrollo de la comprensión, el pensamiento crítico y las habilidades de investigación, se busca que los estudiantes cuenten con herramientas clave para aprender durante toda su vida.

El planteamiento curricular supera la saturación de contenidos, pues si bien la adquisición de determinados conocimientos basados en la memoria tiene un papel importante, enfocar todo el aprendizaje en solo el registro de hechos o conceptos, ya no es suficiente. El desarrollo del pensamiento crítico, análisis, razonamiento lógico, y argumentación son indispensables para un aprendizaje profundo que permita trasladarlo y aplicarlo a situaciones diversas y a la resolución de problemas.

Era necesario un enfoque holístico del proceso de transmisión y generación del conocimiento:  hacia la interdisciplinariedad y la transversalidad y mejorar la articulación entre los niveles educativos, campos de conocimiento y áreas de desarrollo personal y social; se requiere una nueva focalización de los aprendizajes clave que implicaría fortalecer en la educación obligatoria los conocimientos, las habilidades, actitudes, valores que permitan continuar aprendiendo a lo largo de la vida. El planteamiento de la organización de los conocimientos promoverá su constante relación y evitará una concepción de saber limitado o espacios fijos, buscando conciliar las exigencias de un proyecto humanista.

Sabemos, a partir de las evaluaciones de los aprendizajes, que las disciplinas en torno a las cuales está organizado el aprendizaje –español (lengua indígena), inglés, matemáticas, ciencias naturales, ciencias sociales, filosofía, entre otras- siguen vigentes y son necesarias al conformar el núcleo de conocimientos básicos que se requieren para la comunicación efectiva, el pensamiento lógico y la comprensión del entorno en que vivimos; pero también es necesario orientar el fortalecimiento del sentido y el significado de lo que se aprende.

Con la finalidad de contribuir al desarrollo integral de los estudiantes, los aprendizajes clave para la educación integral se organizan en tres componentes: el primero se enfoca en la formación académica; el segundo se orienta al desarrollo personal y social de los alumnos y pone especial énfasis en sus habilidades socioemocionales; el tercer componente otorga a las escuelas un margen inédito de autonomía curricular, con base en el cual podrán complementar el currículo —adicionales a los de los dos componentes anteriores— a las necesidades, los intereses y los contextos específicos de sus estudiantes.

Estos tres componentes abarcan un currículo obligatorio y otro flexible, donde los alumnos sigan aprendiendo continuamente lenguaje y comunicación, pensamiento matemático, comprensión del mundo natural y social, etcétera, que se desarrollen de forma integral mediante actividades artísticas, culturales y deportivas, y que aprendan a regular sus emociones, desarrollando valores y plena convivencia con los demás, así como la oportunidad de profundizar en los aprendizajes clave que así lo deseen o incorporar conocimientos como ajedrez, robótica, contenidos regionales o proyectos de impacto social, dando como resultado una formación integral que le permita al final de su educación obligatoria conducirse con autonomía y tolerancia.


4.    Cuando se hace referencia al nuevo modelo educativo se alude al aprendizaje clave para la educación integral ¿cómo se puede conformar una educación integral desde el ámbito escolar?
Dentro del documento Aprendizajes Clave para la Educación Integral. Plan y programas de estudio para Educación Básica, que se implementará a partir del próximo ciclo escolar 2018-2019, se reconoce que la sociedad del conocimiento representa un enorme desafío de inclusión y equidad.

Hoy más que nunca tenemos la responsabilidad de preparar a nuestros hijos e hijas para que puedan afrontar, de manera constructiva y exitosa,  el momento histórico que están viviendo y logren realizarse plenamente. Si logramos darles desde el ámbito escolar y en conjunto con los padres, madres o tutores y la sociedad en general, las herramientas que necesitan para triunfar, nuestro país será más próspero, democrático, justo y libre.

Reconocemos la necesidad de colocar a la escuela en el centro del Sistema Educativo, garantizando el acceso a la educación, pero también, asegurando que desde las escuelas esta educación sea de calidad y se convierta en una plataforma para que niños y jóvenes de México se desarrollen plenamente y de manera integral. El papel de las escuelas como centros educativos es de gran relevancia para hacer este cambio, al reconocer y fortalecer su capacidad para cerrar las brechas de oportunidad y evitar que por el contrario las amplié, y trabajar bajo una visión compartida sobre cuál es la educación que debemos dar a nuestros hijos.

El Modelo educativo contiene un nuevo planteamiento pedagógico, que requiere la reorganización del sistema educativo y de sus políticas públicas, considerando los pasos a seguir por autoridades educativas, maestros, padres de familia o tutores, estudiantes y todos los integrantes de la sociedad, para lograrlo.

Contar con un Plan y programas de estudio que responda a esta visión es fundamental, por lo que, se introduce un enfoque más humanista que toma en cuenta los avances de la investigación educativa, dando como resultado que el nuevo currículo de la educación básica se centre en el desarrollo de aprendizajes clave, es decir, aquellos que permiten seguir aprendiendo constantemente y que contribuyen al desarrollo integral de los estudiantes.

Es en este sentido que desde el ámbito escolar se trabajará desde tres componentes que contribuirán a formar ciudadanos libres, responsables e informados para vivir en plenitud en el siglo XXI: Campos de formación académica, Áreas de desarrollo personal y social, y Ámbitos de autonomía curricular


5.    ¿Cuándo funciona la Autonomía Curricular? Se ha establecido que habrá cierta libertad de elección y que la educación buscará atender a los intereses específicos de cada educando, pero ¿cómo se logrará establecer un marco común? ¿no se diversificarán las líneas educativas? 
El Plan y programas de estudio para la educación. Aprendizajes clave para la educación integral se organiza en tres componentes curriculares, a saber:
1)    Formación académica (Lenguaje y comunicación, Pensamiento matemático y Exploración y comprensión del mundo natural y social),
2)    Desarrollo personal y Social (Artes, Educación física y Educación socioemocional)
3)    Autonomía Curricular (tiene 5 ámbitos, que son: Ampliar la formación académica, Potenciar el desarrollo personal y social, Nuevos contenidos relevantes, Conocimientos regionales y Proyectos de impacto social)

Los tres componentes son de observancia nacional y cada uno tiene características particulares, los primeros dos componentes curriculares tienen una carga horaria fija y los aprendizajes tienen ya un programa que describe los aprendizajes que deben alcanzar los alumnos en cada grado escolar y para cada asignatura o área.

Con ello se aspira a que los alumnos aprendan lo que la escuela debe ofrecer en el momento que lo debe hacer, sin importar el lugar y condición del alumno; ya que los alumnos están en condiciones de poder alcanzarlos y que, de existir movilidad por parte de sus familias, se puedan integrar al lugar que lleguen y con ello garantizar que el alumno siga aprendiendo y se encuentre en condiciones de tener éxito en la vida académica al interior de la escuela.

El componente Autonomía Curricular, se rige por los principios de inclusión y equidad educativa, es de horario flexible (depende de la jornada escolar de cada escuela, a mayor jornada escolar, mayor tiempo para este componente), se integra por cinco ámbitos y para ponerlo en marcha se deben considerar tres aspectos fundamentales:

1.    Es un espacio que faculta de manera inédita para que la escuela tome decisiones de carácter curricular, es ella a través del liderazgo del director y el Consejo Técnico Escolar, quienes deciden qué temas se deben incorporar a la escuela.
2.    La toma de decisiones que la escuela realice, debe partir del levantamiento de intereses y necesidades de los alumnos; para que a partir de ello incorpore los temas que sean de relevancia para los estudiantes y considerando las condiciones que la propia escuela tenga.
3.    Integrar a los alumnos por grupos de interés y necesidad, esto que quiere decir, que en los espacios de Autonomía curricular (a los cuales se les ha denominado clubes) los alumnos que se encuentren en cada club serán de distintos grados escolares. Esta organización se da a partir de los intereses y necesidades que resulten de la consulta que la escuela realice a sus alumnos e incluso a los padres de familia.

La Autonomía Curricular, responde a las necesidades de cada escuela, cada una es única e irrepetible; en este sentido cada escuela deberá tomar decisiones que pongan al centro de esas decisiones a sus alumnos y para ello, las formas de organización de grupos, el establecimiento de horarios únicos, la manera de consultar a los alumnos, el tipo de clubes, serán diversos.

Se aspira que la Autonomía Curricular sea el espacio donde la innovación y el aprendizaje diferenciado fortalezca los dos otros dos componentes curriculares, pero en este de manera particular, por la forma de organizar la escuela, la variedad de temas y cómo plantearlos, las habilidades de los maestros en cada escuela sean interesantes para los alumnos, que los alumnos encuentren en este espacio un lugar donde los alumnos reconozcan como la escuela y sus maestros se interesan por lo que a ellos les interesa, que se comprometen por ellos y para ellos.

Es el espacio donde la escuela le preguntará al alumno qué quiere aprender y que la escuela asuma la postura de decirle al alumno cómo es que le ayudará a lograr lo que quiere, es decir, comunicarle al alumno que se espera de él las más altas expectativas y la escuela hará lo posible por ayudarle a lograrlas.

Para el ciclo escolar que concluye, se puso en marcha la Implementación de la Fase 0 de Autonomía Curricular en 1 028 escuelas de educación básica, de los tres niveles de educación básica y todos los tipos de servicio.

Los resultados que estas escuelas obtuvieron en el piloto han superado las expectativas que se tenían al inicio. Varios de estos resultados se pueden encontrar en la sección de experiencias de Autonomía Curricular dentro del portal de Aprendizajes clave, http://www.aprendizajesclave.sep.gob.mx/index-autonomia-mapa.html, donde se sigue subiendo información de la misma.

Se sugiere revisar alguno de los siguientes videos sobre experiencias concretas de autonomía curricular:

Secundaria Escuela secundaria técnica no. 1 de Jalisco


6.    ¿En qué medida el enfoque del nuevo modelo educativo preparará a los niños para una competencia laboral?

Debemos tener presente que el objetivo principal de la Reforma Educativa es que la educación obligatoria, esto es la básica y media superior, sea de calidad, con equidad e inclusión. Esto significa que el Estado garantice el acceso a la escuela a todos los niños y jóvenes, además que asegure que la educación que reciban les proporcione aprendizajes y conocimientos relevantes y útiles para la vida, independientemente de su entorno socioeconómico, origen étnico o género, y que les permita alcanzar su máximo potencial.

Para lograrlo es indispensable definir rumbos claros y viables de lo que los estudiantes han de lograr en cada nivel educativo -preescolar, primaria, secundaria y media superior-. estas metas, están contenidas en la carta Los Fines de la Educación.

Esta carta, responde a la pregunta ¿Para qué se aprende?, ya que considera las necesidades sociales imperantes de nuestro país, y por ende también reconoce la relevancia de formar personas que son parte de un mundo cada vez más interconectado, complejo y desafiante.

Asimismo, tenemos que considerar que los adolescentes deben contar con aptitudes para adaptarse y enfrentar una sociedad que cambia de manera acelerada, en donde las actividades laborales se transformarán con la creación de nuevas formas de trabajo y profesiones. Por ello, el Plan de estudios de la educación obligatoria hace hincapié en la articulación de los perfiles de egreso y los contenidos curriculares de los niveles secundario y medio superior, así como en la alineación de sus propuestas pedagógicas.

En este sentido, es responsabilidad de todos, lograr que los mexicanos que egresen de la educación obligatoria sean ciudadanos libres, participativos, responsables e informados; capaces de ejercer y defender sus derechos; que participen activamente en la vida social, económica y política de nuestro país. Es decir, personas que tengan motivación y capacidad para lograr su desarrollo personal, laboral y familiar, dispuestas a mejorar su entorno natural y social, así como a continuar aprendiendo a lo largo de la vida en un mundo complejo que vive acelerados cambios.


7.    Sobre los nuevos libros de texto ¿en qué se diferencian de los anteriores? Más precisamente: ¿qué dirección se les dio para que fueran congruentes con los objetivos del modelo? ¿En qué se diferencian de los anteriores?

-          Se asegura la correspondencia con el plan y programas de estudio, en esa perspectiva, se promueve una mayor profundidad en los aprendizajes.
-          Se consolidan los enfoques de enseñanza, y se incorporan los hallazgos de la investigación didáctica de los últimos años. 
-          Se fortalece la evaluación formativa, que permite al docente acompañar al alumno en sus procesos de aprendizaje.
-          Se asegura la vinculación de asignaturas promoviendo una mirada integral del aprendizaje.
-          Permiten la adecuación didáctica a los diversos contextos del país, a las diferentes modalidades educativas y a las necesidades de aprendizaje de los alumnos.
-          Tienen una propuesta gráfica innovadora y diversificada que permite a los alumnos conocer diferentes manifestaciones artísticas.   
-          En el caso de los libros para el maestro, se promueve la formación y autoformación con orientaciones generales por asignatura; así como el desarrollo de estrategias de intervención didáctica con recomendaciones particulares por secuencia didáctica.

¿qué dirección se les dio para que fueran congruentes con los objetivos del modelo?

Los libros de texto deberán asegurar:
-          El logro del perfil de egreso, entendido como el resultado de un aprendizaje progresivo a lo largo de cada grado y cada nivel educativo.
-          El cumplimiento de los criterios de relevancia, pertinencia, equidad, congruencia, y claridad, atributos que son necesarios para el desarrollo de todos los documentos y materiales didácticos de la Secretaría de Educación Pública.
-          El involucramiento de los diferentes actores del hecho educativo:
o   A los alumnos, al promover el desarrollo de su autonomía para que de manera paulatina sean responsables de su propio aprendizaje;
o   A los maestros, generando contenidos para la reflexión y la formación continua sobre su práctica.
o   A los padres de familia, al promover vínculos con la escuela para la participación en los procesos de formación de sus hijos.


8.    Un tema polémico ha sido la enseñanza de Educación Sexual. Se han presentado diversas quejas de sociedades civiles en torno a los libros de biología. Si bien el tema es parte de la formación del alumno, ¿se podrán considerar válidas estas quejas, en nombre del derecho que tiene un padre de familia para infundir en sus hijos los valores que prefiera?

La SEP, atenta a los retos que la sociedad plantea, ha mantenido un proceso permanente de acciones para la actualización permanente de los programas de estudio, en cumplimiento a los acuerdos establecidos en distintos tratados internacionales y mantiene su compromiso de brindar una educación científica y laica, basada en investigaciones de vanguardia a nivel mundial, apegada a los mandatos de política en la materia y acorde a las necesidades de la población estudiantil en México.

Los nuevos materiales tienen como propósito contribuir a garantizar el derecho de los niños, niñas y adolescentes a educación de calidad y lograr que las acciones derivadas de la Reforma Educativa lleguen a todos los salones de clase.

En este sentido y sobre los contenidos y su orientación:

  1. Los contenidos de educación sexual de los nuevos programas de estudio responden a las exigencias planteadas en el artículo 3° Constitucional y en la Ley General de Educación: educación científica, laica, pública y gratuita. En tal sentido, y de acuerdo a la problemática de la sexualidad que experimentan las y los adolescentes en nuestro país (embarazos precoces, infecciones de transmisión sexual y falta de información y orientación, entre otros), se incluyeron los contenidos de educación sexual con una clara orientación formativa.

  1. La SEP busca aportar información suficiente y adecuada para propiciar relaciones sociales que respeten la diversidad, los derechos humanos y las necesidades de formación de una ciudadanía activa. Las habilidades, actitudes y valores que se fortalecen en el marco de la salud sexual y reproductiva se retoman de lo planteado en la educación primaria: autoconocimiento, autoestima, autorregulación, autonomía, empatía, respeto, responsabilidad, tolerancia, aceptación, justicia, solidaridad y equidad, ésta última traducida como igualdad de oportunidades entre las mujeres y los hombres.

  1. Se ha puesto especial énfasis en que la propuesta de contenidos de educación sexual en las asignaturas de Ciencias y Tecnología. Biología y Formación Cívica y Ética responda a una secuencia lógica y pedagógica, articulada con los temas que se ofrecen en primaria y educación preescolar. También se ha insistido en que la educación sexual se mantenga como un tema transversal en la educación secundaria en el cual se aborden los componentes éticos, sociales, afectivos, y familiares. Asimismo, se ha subrayado que en el área de Tutoría y Educación Socioemocional se aborden los temas de la sexualidad desde una perspectiva más pertinente a la voz de las y los adolescentes.

  1. El desarrollo de actitudes y valores en la educación sexual constituye un proceso lento, gradual y complejo que demanda a maestras y maestros la consideración de los saberes, intereses e inquietudes de sus alumnos. La formación de los maestros y su capacitación permanente son, indudablemente, aspectos de primera importancia, en particular sobre los temas de la educación sexual.

Sobre normatividad y procedimientos:

  1. La Reforma Educativa y los nuevos contenidos curriculares de las asignaturas provienen de un amplio proceso de consulta desarrollada en todo el país. A lo largo de la Consulta Nacional del Modelo Educativo hubo diversos planteamientos a favor de fortalecer la educación sexual en los programas de estudio, sin que se cuestionara su tratamiento o contenidos.

  1. A partir de los resultados de la Consulta la SEP procedió a la actualización y publicación oficial del nuevo Plan y programas de estudio, con base en los cuales se procedió a instrumentar la convocatoria, dictaminación y selección de los libros de texto.

  1. El procedimiento establecido en el Acuerdo Secretarial número 18/12/17 busca ser transparente, plural y equitativo y, en particular, busca responder a una política federalista en la cual la participación de las autoridades educativas locales es de vital importancia.

  1. La convocatoria para la elaboración de los libros de texto fue abierta a la industria editorial y a autores independientes, mismos que presentaron sus propuestas con base en los criterios establecidos. Una vez que pasaron por el proceso de dictaminación, en el que se revisa que los libros vayan apegados a los Planes y Programas de estudio en cuanto al enfoque y contenidos, se presentó un menú de opciones de textos para que especialistas y maestros de cada entidad federativa, que fueron formalmente invitados para tal propósito, seleccionaran los que eran los más pertinentes para sus entidades. Con base en ello se procedió a la edición y distribución a las escuelas secundarias de todo el país.

La implementación del nuevo Plan y Programas de estudio para la Educación Básica es un proceso que deberemos desarrollar de manera gradual, participativa, autocrítica y con la flexibilidad necesaria a fin de asegurar la atención a la gran diversidad social, cultural y regional de nuestro país.


9.    Finalmente, ¿cuál es el mayor reto que afronta el modelo educativo en la educación básica?

En diciembre de 2012, las principales fuerzas políticas del país pusieron en marcha un proceso de profunda transformación: la Reforma Educativa. Esta Reforma elevó a nivel constitucional la obligación del Estado mexicano de mejorar la calidad y la equidad de la educación, a fin de que todos los estudiantes se formen integralmente y logren los aprendizajes que necesitan para desarrollar con éxito sus proyectos de vida en un mundo globalizado, como lo es el siglo XXI.
En este marco y como lo mandata el Artículo 12° transitorio de la Ley General de Educación, se realizó una revisión del Modelo Educativo vigente en su conjunto, incluidos los planes y programas, los materiales y los métodos educativos.
Este replanteamiento inició en el primer semestre de 2014, mediante la realización de 18 foros de consulta regionales, seis de ellos sobre la educación básica, e igual número para la educación media superior y la educación normal. Adicionalmente, se realizaron tres reuniones nacionales en las cuales se presentaron las conclusiones del proceso. En total, participaron más de 28,000 personas y se recibieron cerca de 15,000 documentos con propuestas.
Con estas aportaciones, en julio de 2016 la SEP presentó un planteamiento para la actualización del modelo educativo, compuesto de tres documentos:
1.   Carta sobre los Fines de la Educación en el Siglo XXI. Expone de manera breve qué mexicanas y mexicanos se busca formar con el nuevo Modelo Educativo.
2.   El Modelo Educativo 2016. Explica, en cinco grandes ejes, el modelo que se deriva de la Reforma Educativa, es decir, la forma en que se propone articular los componentes del sistema para lograr el máximo logro de aprendizaje de niñas, niños y jóvenes.
3.   Propuesta Curricular para la Educación Obligatoria 2016. Contiene un planteamiento curricular para la educación básica y la media superior, y abarca tanto la estructura de los contenidos educativos como los principios pedagógicos que la sustentan.

A partir de reconocer que el mejoramiento de la educación es un desafío que requiere de la participación de todos y de que un Modelo Educativo tiene que conformarse como una política de Estado, la SEP sometió los tres documentos mencionados al análisis y discusión de todos los actores involucrados en la educación. Esta consulta buscó el fortalecimiento de las propuestas, y se llevó a cabo del 20 de julio al 30 de septiembre de 2016, en las siguientes modalidades:

·           15 foros nacionales con más de 1,000 representantes de distintos sectores: la Conferencia Nacional de Gobernadores (CONAGO), el Instituto Nacional para la Evaluación de la Educación (INEE), la Cámara de Senadores, la Cámara de Diputados, organizaciones de la sociedad civil, el Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE), directores de escuelas normales, académicos, especialistas en política educativa, empresarios, la Asociación Nacional de Universidades e Instituciones de Educación Superior (ANUIES), el Consejo Nacional de Participación Social en la Educación (CONAPASE), directores de escuelas particulares, hablantes de lenguas indígenas, y niñas, niños y jóvenes.
·           Más de 200 foros estatales en las 32 entidades federativas, con casi 50,000 asistentes.
·           Discusiones en los Consejos Técnicos Escolares de la educación básica, de los cuales más de 17,400 colectivos docentes compartieron sus comentarios a través del portal dispuesto para este objetivo.
·           Discusiones en las Academias de la educación media superior, en las que participaron 12,800 colectivos docentes.
·           Una consulta en línea con más de 1.8 millones de visitas y 50,000 participaciones.

En total, se capturaron más de 81,800 registros, 298,200 comentarios y 28 documentos externos elaborados por distintas instituciones y el Programa Interdisciplinario sobre Política y Prácticas Educativas (PIPE) del Centro de Investigación y Docencia Económicas (CIDE) recopiló, ordenó y sistematizó en un informe las aportaciones, opiniones y propuestas hechas alrededor de los documentos presentados por la SEP.

De forma paralela, el CONAPASE llevó a cabo una consulta en línea para capturar las opiniones de madres y padres de familia. Con el apoyo de las autoridades educativas locales, se obtuvieron más de 28,000 respuestas que fueron sistematizadas por el mismo Consejo.

Al término de la consulta, la Carta sobre los Fines de la Educación en el Siglo XXI y El Modelo Educativo 2016 se enriquecieron con las conclusiones recogidas en el informe del CIDE. En el reporte se resumen las aportaciones de miles de personas en las que se reconocieron los aciertos y se identificaron las áreas de oportunidad de la propuesta.

Entre los principales aciertos se señalaron la introducción de un enfoque humanista; la selección de aprendizajes clave; el énfasis en las habilidades socioemocionales; la descarga administrativa; y el planteamiento de una nueva gobernanza.

Entre los principales retos, se encontró la necesidad de mejorar la calidad y la articulación entre niveles; la pertinencia real de la formación del docente; la claridad en los objetivos esperados; y la definición del camino a seguir tras la presentación del documento para llevar lo planteado a la práctica.

Con base en esta información, la SEP da a conocer el Modelo Educativo para la educación obligatoria, que explica la reorganización del sistema educativo en cinco grandes ejes contribuirá a que niñas, niños y jóvenes de nuestro país desarrollen su potencial para ser exitosos en el siglo XXI.
1.    Planteamiento curricular.
2.    La Escuela al Centro del Sistema Educativo
3.    Formación y desarrollo profesional docente.
4.    Inclusión y equidad.
5.    La gobernanza del sistema educativo.
Por lo anterior, la implementación del Modelo Educativo es un proceso a desarrollar de manera gradual, participativa, y con la flexibilidad necesaria que tome en cuenta la gran diversidad que caracteriza a México.

El reto fundamental consiste en hacer de este Modelo Educativo, mucho más que una política gubernamental, un verdadero proyecto nacional, con una meta clara: que todas las niñas, niños y jóvenes reciban una educación integral de calidad que los prepare para vivir plenamente en la sociedad del siglo XXI.

***